Nuestro Blog

Cuánto cuesta cambiar la cerradura de nuestra casa

¿Cuánto vale sustituir la cerradura de nuestra vivienda?

A continuación, expondremos de manera aproximada cuánto cuesta cambiar por cuenta propia la cerradura de nuestra vivienda. Decimos “aproximada” ya que no es posible brindarte tarifas exactas, ya que los costes de los materiales a utilizar dependen del lugar donde se estén comprando, las tarifas que existan, entre otras cosas. Así que recuerda que toda la información que leerás a continuación es una mera aproximación que debes tomar como referencia y no como un presupuesto exacto.

¿Cuál es el precio de cambiar una cerradura?

El precio de cambiar una cerradura depende en gran parte del coste de la cerradura nueva a instalar. Si simplemente deseas cambiar la cerradura vieja por una nueva modelo básico, entonces el precio de cambiar la cerradura rondará entre los 80 y 200 euros. En cambio, si buscas una cerradura con más prestaciones, con sistemas antirrobos, entonces el precio podrá elevarse hasta unos 400 euros. Por supuesto, si hablamos de cerraduras de seguridad especiales para puertas acorazadas o blindadas, entonces el valor del cambio podría ser hasta de 500 euros.

Como ya te habrás dado cuenta, mientras más seguridad deseas instalar, más costosa será el cambio de una cerradura. Desde nuestra experiencia, te exhortamos a no escatimar cuando de seguridad se refiere y, de ser posible, invertir siempre en la cerradura más cara y que más seguridad ofrezca. Una cerradura ideal será aquella que este fabricada a partir de metales duraderos, que tenga una alta calidad y, además, que incluya sistemas de seguridad anti bumping, anti rotura, anti taladro, etc. Por supuesto, una cerradura de ese tipo será la más costosa que encontrarás, aunque la inversión valdrá la pena.

Para determinar el coste de sustituir una cerradura tampoco hay que olvidar que debemos contratar a un cerrajero profesional para que lo hago. En ese sentido, otras variables comienzan a entrar en juego como lo son la calidad del cerrajero, el desplazamiento que deberá realizar el cerrajero para llegar a nuestra casa y otros detalles más. Lo más recomendable es llamar al cerrajero en horario laboral para no pagar tarifas extras respectivas al horario nocturno o a los servicios de urgencia.

En resumen, es posible afirmar que el coste de cambiar una cerradura en nuestra casa es la sumatoria del precio de la cerradura nueva a instalar más el precio del cerrajero profesional que nos la instalará. Por lo tanto, puedes investigar cuánto cuesta la cerradura que deseas y cuánto te cobrará el cerrajero por instalarla, de tal manera que puedas sumar ambos valores y tener la cifra exacta de cuánto te saldrá cambiar la cerradura de tu casa.

La honradez del cerrajero que te brindará el servicio de cambio de cerraduras es también otro factor a considerar, pues existen cerrajeros que te dan un precio al inicio y cuando terminan de realizar el servicio te aumentan las tarifas para que pagues de más por tu cambio de cerradura. Es por eso que siempre se aconseja informarse bien para no contratar este tipo de cerrajeros usurpadores.

Por último, no olvides que ni el cerrajero más costoso del mercado no te asegurará los resultados deseados, ni el cerrajero más económico te saldrá a un coste barato. Lo mejor siempre será consultar la calidad del cerrajero preguntándole a tus allegados para así elegir un cerrajero que te brinda un trabajo de calidad, más allá del importe que cobre. Así mismo, recuerda que, si necesitas cambiar la cerradura de tu casa por motivo de urgencia, porque extraviaste las llaves, también hay cerrajeros 24 h dispuestos a realizar el servicio que necesitas a la hora que sea.

¿Cuándo debo cambiar una cerradura?

No existe un período exacto en el cual resulta apropiado cambiar la cerradura de nuestro hogar, ya que la decisión depende esencialmente de dos factores; del deterioro normal y natural de la cerradura en sí y del avance de los sistemas de seguridad. Por lo general, una cerradura comienza a dar fallas funcionales debido al desgaste natural al pasar los tres años de uso, si hablamos de una cerradura de calidad promedio claro está. Hay cerraduras más duraderas que otras, así como hay cerraduras más débiles que otras. Sin embargo, no solo eso debes tomar en cuenta para saber si es necesario o no cambiar la cerradura de tu casa.

Si de pronto comienza una oleada de robos a hogares a raíz de un nuevo método de robo creado por los ladrones para vulnerar las cerraduras, entonces ya se hace necesario cambiar la cerradura de tu vivienda lo más pronto posible. Es decir, sería necesario comprar el último modelo de cerradura del mercado para garantizar la seguridad de nuestra casa ante cualquier método de robo moderno. En resumen, mientras más avanzan las técnicas de robo de los ladrones, más avanzan los sistemas de seguridad y más necesario se hace cambiar la cerradura de nuestra vivienda o empresa, según sea el caso.

Si tu cerradura está vieja y oxidada, los ladrones la tendrán muy fácil para burlar su sistema de seguridad y, por ende, entrar ilícitamente a tu casa. En ese sentido, debes cambiar todas las cerraduras de tu casa, no solo la de la puerta principal, para garantizar la protección íntegra de nuestros bienes.

¿El seguro cubre el gasto de cambio de cerradura?

Todo depende de las pólizas contratadas con el seguro. Si no recuerdas si el seguro cubre los gastos del cambio de cerraduras, lo mejor es llamar al asegurador para ver si realmente dan esa cobertura. No todos los seguros lo ofrecen, pero hay muchos seguros que ellos mismos te suministran a un cerrajero profesional para que te cambie la cerradura, por ende, debes consultar todos los pormenores de la cobertura en caso de que efectivamente el seguro se hago cargo de los gastos.

No olvides que cada seguro tiene sus políticas, algunos sólo te dan esa cobertura en caso de robo de llaves, mientras que otros no te preguntan el porqué del cambio y sencillamente te ofrecen todo lo necesario para que cambies la cerradura de tu casa, según se ha estipulado previamente en el contrato.

La cerradura Lince

Se trata de una de las mejores opciones del mercado, ya que es una marca con bagaje, trayectoria y experiencia, la cual además ha ido evolucionando hasta consolidarse como una referencia.

La Historia de la cerradura Lince

La empresa de seguridad Lince fue concebida en 1932, momento desde el que comenzó a apostar por cerraduras de cilindros, de sobreponer o de embutir. Desde sus orígenes la evolución fue enorme, ampliando su mercado constantemente. En 1970, Lince se centro en los candados; en 1980, fue empresa pionera en cerraduras de cilindro multipunto; en 2016, ha apostado de manera decidida por los cerrojos electrónicos.

Su renombre y su prestigio carecen de toda duda, lo que la convierten en una firma de referencia en España; Lince, no obstante, continúa dando el salto al resto de continentes, toda vez que el cuarenta por ciento de sus ventas ya se refiere a su actividad en el exterior.

Productos más importantes de Lince

Encontraremos diferentes productos de interés de Lince en el mercado:

Candados (Lince). Tradicionales y de alta seguridad. Los de alta seguridad emplean una llave multi punto Plus A y propician que sea muy difícil abrirlos sin la llave, que a su vez es muy complicada de copiar. La variedad Alutech es la más recomendable, pues es resistente y segura.

Cilindros (Lince). Los más baratos son los tradicionales; serán los cilindros de alta seguridad los que ofrezcan prestaciones frente a la técnica del bumping. Los cilindros Lince Sistema C6 o los C5W son de máxima seguridad, por lo que son anti rotura, anti taladro, anti apalancamiento o antibumping.

Cerraduras embutidas metálicas (Lince). Tanto en metal como en aluminio será posible encontrar cerraduras embutidas de calidad. Dependerá del modelo que se busque y de las prioridades. Las cerraduras 5570-3H y las 5920E-3H son las más interesantes dentro de la variedad de aluminio.

Cerraduras embutidas para madera (Lince). Son seguras y baratas. Ofrecen calidad y seguridad a las puertas de madera. Las cerraduras multipunto 3H son las más recomendables; en las mono punto, son aconsejables las cerraduras de las series 32400 y 32403. Las cerraduras institucionales son idóneas para lugares muy transitados, con la serie 5470 como producto estrella.

Cerrojos (Lince). Un buen cerrojo aumentará la seguridad de la puerta, pues son difíciles de abrir y además cuentan con un botón que bloquea la acción que venga del exterior. Los cerrojos de la serie 7930 0 3930 ofrecerán la mayor seguridad posible. El cerrojo 7932E es la última novedad.

Cerraduras de sobreponer (Lince). Resistentes a cambios de clima, por lo que pueden colocarse en el exterior. Entre sus muchos modelos, la serie 7125 ofrece una buena relación calidad-precio; su diseño tradicional viene junto a una llave multipunto. La serie 35257 ofrecerá una seguridad más elevada, ya que posee un cilindro Europerfil C2. La cerradura eléctrica 5160 será idónea si se prefiere optar por las nuevas tecnologías.

Novedades recientes de las cerraduras Lince

El cerrojo 7932E es la última incorporación al mercado de Lince, el cual viene a mejorar los cerrojos 7930 (de 2014). Se trata de un mecanismo muy seguro, con elementos anti ganzúa, antibumping, anti torsión y anti taladro. Puede adquirirse en diferentes colores, de manera que se ajuste a la estética de la vivienda. Incluye además el sistema de cilindro europerfil. Es muy silencioso, por lo que pueden utilizarlo los padres que llegan tarde a casa y no quieren despertar a sus hijos; puede adaptarse a toda clase puertas.

Dónde adquirir las cerraduras Lince

Realmente es una marca fácil de encontrar en España, ya que se trata de una firma consolidada y de referencia. Las grandes superficies y las ferreterías de toda la vida tendrán productos de esta marca, que suele encontrarse en stock. Las cerraduras Lince también pueden encontrarse a través de compras online, tanto por medio de webs especializadas en cerrajería como en la propia web de la marca Lince. Como guinda final, siempre habrá un cerrajero profesional y de calidad presto para proceder sin problemas a la pertinente instalación de las cerraduras Lince.

Los cerrajeros profesionales firman acuerdo para contribuir en la protección de las víctimas de violencia de género

Informes oficiales registran 44 casos de mujeres que han sido asesinadas entre el mes de enero y el mes de noviembre de este año (2017) por sus esposos o ex parejas en toda España, éstas muertes fueron confirmadas por la Delegación del Gobierno para la Violencia de Género, quienes manifestaron que otros casos siguen en investigación.

La ciudad de Madrid registra ocho muertes de mujeres, le sigue Barcelona con cinco asesinatos, posteriormente las muertes en Murcia, Santa Cruz de Tenerife, Almería, Valencia y Toledo. Funcionarios de la Policía Nacional expresó que, de las 44 víctimas, nueve denunciaron al victimario y por lo menos en 28 casos las víctimas mantenían relación de convivencia con los agresores.

Por lo que la Unión de Cerrajeros de Seguridad (UCES) junto al Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife firmaron un convenio que garantiza el cambio gratuito de las cerraduras de las puertas principales de las viviendas de mujeres que han sido víctimas de violencia siempre que tengan una orden judicial firmada por un juez de la materia.

Cristóbal Izquierdo, portavoz de la Unión de Cerrajeros de Seguridad (UCES) manifestó que el cambio de las cerraduras no lo harán solo porque la víctima o supuesta víctima acude a sus servicios manifestando la supuesta situación de violencia, solo lo harán si existe un proceso judicial además de la autorización del juez para realizar el cambio, ya que se han visto casos en el que las mujeres manifiestan en las compañías cerrajeras ser víctimas de violencia de género y en realidad han tenido malos entendidos con sus parejas. Pretendiendo involucrar a la industria cerrajera en diferencias cotidianas de pareja.

El traslado del profesional con cerrajero urgencia Santa Pola, los servicios y los materiales: tornillos, bisagras, cerraduras, destornilladores, sistema anti bumping, anti ganzúa, etc., son gastos cubiertos por la UCES. Garantizando la confiabilidad y eficacia en la ejecución del trabajo, además de la discreción y confidencialidad de los datos de la víctima y del inmueble ya que se trata de un proceso judicial que se encuentra en desarrollo.

Cerrajero 24h Elche manifiestan su agrado a la firma del convenio, el cual se propuso el año anterior, aunque no fue la primera propuesta ya que en el año 2012 cerrajeros profesionales en la ciudad de Córdoba propusieron esta idea al Ayuntamiento Cordobés para que se aprobara en todo el territorio español con la intención de contribuir en la disminución de los delitos de violencia en contra de las mujeres.

 

 

ABRIR UNA CERRADURA ANTIGUA SIN LLAVE

Cómo abrir una cerradura antigua sin llave. Las cerraduras antiguas cuentan con un mecanismo muy simple y básico que nos permiten abrirlas sin llave con más facilidad que las cerraduras actuales, o más modernas, pues no estaban hechas con un fin de alta seguridad como ahora, ya que no era tan necesario como en nuestro tiempo mantener tal grado de seguridad.

Hoy en https://www.cerrajerotorrente.es trataremos de responder a esta pregunta, enseñándoos ciertos trucos para abrir una cerradura antigua sin llave. Estas situaciones son muy habituales, sobre todo en zonas rurales, que es donde más nos podemos encontrar con cerraduras antiguas, o al adquirir mobiliario antiguo, una herencia, que seas un enamorado de las antigüedades,…la mitad de las veces no contamos con las llaves, y no nos gustaría romper la cerradura.

¿Acabas de comprar el baúl antiguo de tus sueños pero no cuentas con la llave?, o ¿Has llegado a la casa del pueblo y te has olvidado las llaves? O tal vez, ¿La casa de tus abuelos es enorme y hay una zona o una habitación que no se usa a menudo, y no hay manera de saber dónde está la llave? Lo primero es agotar todas las posibilidades para hacernos con su llave, si es de la puerta principal de la casa de tus abuelos, es posible que algún vecino tenga un juego de llaves de las de repuesto para emergencias, si es alguna puerta interior, rebusca en los cajones cercanos, o en los del mueble de la tele, o en cajones donde tu abuela soliese guardar los papeles importantes, estos sitios de búsqueda nunca fallan. Si aun así seguimos sin obtenerla…pasemos a la acción.

Hay varias técnicas para intentar abrir la cerradura sin llave, aunque hay que tener en cuenta que es muy posible que la cerradura se dañe en el intento, a no ser que seas experto en abrir este tipo de cerraduras, o tuvieses bastante práctica en ello, pero de ser así no estarías buscando este tipo de información, por lo que aventuro a decir que no es tu caso, a si qué, cuidado, solo vamos a intentarlo si no hay otra opción, o acabaremos llamando a un cerrajero, no solo para que nos abra la cerradura, sino para que la cambie entera, eso solo teniendo suerte y sin que nos hayamos cargado la puerta también.

Podemos utilizar el método de la tarjeta como primera opción, solo necesitamos una tarjeta, mejor que no sea de crédito, ya que lo más seguro es que quede inservible después, por lo que podemos utilizar cualquier tarjeta regalo, o la tarjeta de socio de alguna tienda o algo así. Introducimos la tarjeta por el marco de la puerta, por encima de la cerradura, podemos dar unos golpes con el pie a la puerta para ayudarnos, al hacer esto la puerta vibrará y nos ayudará a introducir la tarjeta justo entre el pestillo y el hueco, que es donde queremos que esté, debemos ir bajando la tarjeta hacia abajo, manteniéndola perpendicular a la puerta, y realizando una pequeña presión al empujar, a la vez que torcemos el pomo o manilla de la puerta. Una vez conseguido colocarla entre el pestillo y el agujero donde encaja el mismo, la puerta se abrirá. Este método puede parecer fácil de primeras, pero la realidad es que se necesita mucha práctica para conseguirlo, por ello, inténtalo las veces que hagan falta.

Otro de los métodos utilizados para abrir cerraduras, es la técnica de las ganzúas, existen kit de ganzúas para abrir puertas, se encuentran fácilmente, o siempre puedes conocer a alguien que tenga uno y te lo preste. Lo primero que tenemos que hacer es probar cuál de las ganzúas nos viene mejor para el tipo de cerradura que queremos abrir. El kit también contará con un tensor en forma de L o en forma de Z, que necesitaremos también. Vamos a introducir las dos herramientas a la vez en el hueco de la llave, el tensor se encargará de presionar la parte inferior del cilindro, y con la ganzúa, al mismo tiempo, vamos a ir levantando los pistones del interior de la cerradura uno por uno. Este método es bastante eficaz en cerraduras antiguas, pero necesita de práctica y ciertos conocimientos de cerrajería que deberás adquirir previamente. Hay miles de tutoriales en internet que te aclararán las dudas si te decides a probar este método.

Y por último, la técnica del cerrajero, ¿Quién mejor que un profesional del sector para abrir la cerradura sin llave? Esta es sin duda la forma más fácil, cómoda y segura de abrir la cerradura, tan solo tendrás que contactar con un cerrajero 24h Santa Pola, y aunque habrá que pagar la factura, estarás ahorrando tiempo y dinero, ya que al intentar forzar tú mismo la cerradura lo más probable es que la dañes y haya que cambiarla por completo.

¿ES VERDAD QUE SE PUEDE ABRIR UNA CERRADURA CON UNA RADIOGRAFÍA?

¿Es verdad que se puede abrir una cerradura con una radiografía? Pues bien, si lo que buscamos con esta pregunta es una respuesta corta y concisa, sin más, os diremos que sí, sí se puede abrir una cerradura con una radiografía, pero lo cierto es, que, aunque estemos hartos de escuchar que este método para abrir cerraduras es viable, rápido, fácil, y conocido por todos, no es tan fácil, rápido ni viable como dicen.

¿Quién no ha visto multitud de veces esta escena en cualquier película? Alguien se deja las llaves en casa y en un momento el vecino simpático de turno, o el amigo manitas que vale para todo, saca una radiografía, o tarjeta de crédito más bien, y problema solucionado en un santiamén, o la típica película de cacos de poca monta que entran en cualquier pisito para robar sin ninguna resistencia de la cerradura, únicamente con su tarjetita de plástico y un poco de mañana, o la típica chica nacida en suburbios que ahora no hay quien la pare y está metida en los peores marrones siempre, y de los que siempre sale gracias a su astucia adquirida y superación obligada para subsistir, ésta también abre siempre todo lo que quiera con su tarjetita, y en cualquier momento, en un segundo tiene solucionado lo que para el resto de los mortales parece, y es imposible.

La teoría está clara, solo necesitamos una radiografía, una tarjeta tipo a las de crédito (no es necesario que sea de crédito, es más, es recomendable que no lo sea, ya que te la vas a cargar sí o sí), o incluso podemos encontrar tutoriales de cómo fabricarte tú mismo este maravilloso utensilio abridor de puertas con tan solo una botella de refresco de litro. El caso es conseguir algo muy fino, resistente pero flexible, y con las dimensiones de una tarjeta más o menos. Una vez la tengamos, en teoría, solo tenemos que introducirla entre el marco de la puerta y el pestillo, por encima o por debajo de la cerradura, e ir haciendo presión hacia el marco de la puerta, lentamente, hasta conseguir quedarla entre el pestillo y el hueco en el que este está insertado, para así, moviendo la manivela o pomo de la puerta a la vez, conseguir retirar el pestillo y que se produzca el milagro de abrirla.

¿Conoces a alguien que abra cerraduras con una radiografía o tarjeta de crédito? Alguien tiene que haber, eso seguro, internet está lleno de tutoriales que explican paso a paso esta maravillosa, efectiva y fácil forma de abrir una puerta, puedes encontrar post con los pasos a seguir, pasos súper detallados, incluso con imágenes explicativas de cada uno de estos pasos, y además de videos, por supuesto, video tutoriales hay de todo lo que quieras o puedas llegar a imaginar, por lo tanto, esto de como abrir puertas con una radiografía no podía faltar tampoco, en ellos podrás ser testigo de cómo se hace, te lo explicarán paso a paso, y podrás verlo en primicia, parar el video cuando lo desees, tomar apuntes, o incluso ver el video una y otra vez mientras intentas llevar este método a cabo, pero, te vuelvo a formular la pregunta ¿conoces a alguien que abra cerraduras con una radiografía o cualquier cosa que se le asemeje? https://www.cerrajeros-gandia.es conoce tu respuesta, y esta desgraciadamente es que no, que no conoces a nadie que haya abierto ninguna puerta con una radiografía o tarjeta.

Por ello, tanto si la respuesta que buscas con esta pregunta es saber si tú serias capaz de abrir una cerradura con este método, porque te has quedado en la calle sin llaves, porque has perdido las llaves de casa, o porque eres un o una enreda y tienes curiosidad por probar tus habilidades, como si la respuestas que buscas es más bien porque te ha entrado un pánico terrible al pensar que podrían abrirte la puerta de casa para robarte, o para cosas peores, que no te atreves ni a pensar, después de haberte pasado la noche viendo películas con personajes súper habilidosos con esta técnica, puedes quedarte tranquilo sería muy complicado que abrieran tu cerradura de casa con este fantástico método, y siento decir, que si pretendías solucionar de esta forma tu pequeño problema de haberte quedado en la calle sin llaves, va a ser muy complicado que lo consigas, aunque como siempre se dice ¡por intentarlo que no quede!, sigue los pasos descritos, e inténtalo las veces que creas necesario, por probar no se pierde nada.

Solo profesionales como cerrajeros 24 horas Santa Pola están especializados en la apertura de puertas, sea con el método que sea, por lo que si necesitas la ayuda de alguien para abrir la puerta de tu vivienda, no lo dudes, y contacta con un cerrajero.

CÓMO FORZAR UNA CERRADURA

¿Has perdido las llaves de casa y no cuentas con nadie que tenga las de repuesto en este momento?, o quizás ¿Tu cerradura debe de haberse atascado, porque por más que lo intentas no consigues abrir la puerta? En este artículo te explicamos cómo puedes forzar tu cerradura para conseguir acceder a tu domicilio sin tener que llamar a un cerrajero, y poder resolver el problema tú mismo.

En https://www.cerrajerosxirivella.es advertimos de que es meramente informativo, y con la buena intención de ayudar, en casos reales, a personas que se encuentren de pronto en esta situación, y quieren intentar abrir su puerta ellos mismos, su puerta, repetimos, que no la de los demás.

Forzar una cerradura no es nada fácil, lo que vamos a mostraros son diversos trucos bastante utilizados, pero muy precisos, y que requieren bastante práctica para ser exitosos. Pero en situaciones de emergencias como es el caso de haberte quedado en la calle por haber perdido las llaves, o por notar que la cerradura está atascada, ¿Por qué no intentarlo? Por ello no perdemos nada, y si sale bien, tenemos mucho que ganar, y más aún que ahorrar, ya que no necesitaríamos acudir a los servicios de un cerrajero profesional. Así que ¡al lío!

Lo primero que tenemos que tener en cuenta es que al no ser profesionales, y sobre todo, al no tener ninguna práctica, podemos dañar la cerradura, ya sea en el intento sin éxito, o en la ejecución victoriosa, por lo que hay que tener claro que puede ser peor el remedio que la enfermedad, y llegados a este punto, hay que advertir que ningún seguro cubriría este destrozo totalmente intencionado, aunque obremos con buena fé, y en nuestro propio domicilio, que es para lo que está dedicado este artículo.

Después de esta advertencia, si todavía quieres intentarlo, comenzamos con una serie de prácticas para forzar tu cerradura.

Método bumping. Esta es la práctica más habitual y sencilla, en principio. Hay que tener en cuenta que solo funcionará en cerraduras sencillas, o cerraduras antiguas, y no en las más actuales o con mayor sistema de seguridad. Necesitamos contar con una llave bumping para ello, esta llave no se adquiere en ferreterías ni tiendas especializadas en cerrajería, ya que se lo pondría muy fácil a los amantes de lo ajeno, pero si se puede conseguir por internet. Una vez adquirida, solo tendríamos q introducir la llave poco a poco, lo que hará esta llave será levantar todos los pistones, por lo que deberás estar atento a cada chasquido que se produzca, al introducir la llave, uno por pistón. Una vez dentro, necesitamos un mazo de goma, o algo similar, ya que deberemos golpear la llave y acto seguido girarla rápidamente para conseguir que se abra la cerradura. En principio, como hemos dicho antes, parece fácil, pero es seguro que necesites varios intentos hasta conseguir abrirla, y esto, teniendo mucha suerte si es tu primera vez.

Método de la tarjeta de crédito. Este método es el que más nos gusta a todos, aunque solo sea por sentirnos como un personaje de película por un momento. Lo cierto es que es un método fácil y con muchas posibilidades de éxito, pero requiere mucha práctica y precisión, como el anterior. Necesitamos tan solo una tarjeta resistente y flexible, de ahí que se hable de tarjeta de crédito, pero recomendamos usar otra que tenga las mismas características, como la típica tarjeta regalo, o de socio de alguna tienda, una que no nos importe que se estropee, porque será lo más probable. Introducimos la tarjeta entre el marco de la puerta, siempre justo por debajo o por encima del pestillo, y en posición perpendicular a la puerta. Lo que vamos a hacer es intentar, poco a poco, ponerla detrás del pestillo, puedes darle unos golpecitos a la puerta con el pie para ayudarte, esto hará que la puerta vibre y facilite la entrada de la tarjeta detrás del pestillo, empújala hacia el pestillo y el marco de la puerta a la vez que giras la manilla, y conseguirás abrirla cuando esté justo entre el pestillo y el agujero. Igualmente, es seguro que necesites intentarlo varias veces hasta conseguirlo.

Método de ganzúa. Admitámoslo, este método ya es para profesionales, necesitamos herramientas específicas para realizarlo, con las que no contaremos en el momento. De todas formas, si quieres intentarlo, encontrarás miles de videos explicativos en la red que te ayudarán seguro.

Método fuerza. Si nos encontramos en una situación extrema y de peligro, ya sea nosotros mismos o la persona que está al otro lado de la puerta, siempre es bueno intentar derribar la puerta con la fuerza del cuerpo, con una patada llamada “de choque”, nunca con otras partes del cuerpo.

Método cerrajero. Nuestro sentido común y responsabilidad, nos hace recomendarte la ayuda de un profesional de la cerrajería Santa Pola como primera opción siempre. Está bien intentar otros métodos, pero sin duda este es el mejor, y más económico de todos.